lunes, 16 de septiembre de 2013

Para dormir cuando no estés.

En un viaje a un mundo, por países de los que no sé volver, lo encontré oculto sin querer.
Me contó secretos sobre cosas que no podrías creer, me condujo hasta las puertas del saber.
Me contó la forma de abrazarte y que no me queme la piel.
Y me explicó el secreto para dormir cuando no estés.


No hay comentarios:

Publicar un comentario